Sobre las PRUEBAS INVASIVAS DE DIAGNOSTICO PRENATAL

  • La amniocentesis es una técnica muy simple y que no necesita preparación especial aunque se aconseja no acudir con la vejiga totalmente vacía. Es imprescindible acudir acompañada y aportar el grupo sanguíneo y Rh. Puede descargarse la hoja de consentimiento informado.
     
  • La biopsia corial se realiza por vía transabdominal o vaginal y tiene los mismos requisitos que la amniocentesis. En este caso es mejor acudir con la vejiga moderadamente llena y es imprescindible acudir acompañada y aportar el grupo sanguíneo y Rh. Dado que se extrae tejido corial en lugar de líquido se tiene menos control sobre la cantidad de muestra a extraer y con relativa frecuencia hay que hacer más de un intento. Puede descargarse la hoja de consentimiento informado.
     
  • La funiculocentesis es una técnica compleja que se realiza por vía abdominal. No es necesaria preparación alguna pero es imprescindible acudir acompañada y con el grupo sanguíneo. Puede descargarse la hoja de consentimiento informado.
     
  • Tanto en la amniocentesis como en la biopsia corial puede realizarse un FISH (Fluorescence in situ Hybridization) o su equivalente QF-PCR (Quantitative Fluorescence Polymerase Chain Reaction) que permite descartar el 85% de las anomalías cromosómicas en un plazo de 24-48 horas. Esta técnica rápida de diagnóstico es optativa y se complementa siempre con el cultivo de la muestra obtenida. El cultivo es el que permite obtener un cariotipo completo del feto, pero a las tres semanas de la prueba invasiva.